Articulistas Biblioteca de artículos científicos Producción de Carne Venezuela

Ensilados biológicos de desperdicios de la agroindustria y la respuesta animal a la ingesta. Parte 2


Ing. Msc. Vicente Contreras

(2010) Material recopilado, modificado y ampliado sobre las bases de la propia experiencia.  vecontreras@gmail.com  www.bioalquimiaca.com

En la preparación de ensilados biológicos es imperativo contar con insumos muy económicos que garanticen que los productos finales continúen siendo de bajo costo.

La dinámica en la que se ha desenvuelto la economía venezolana, la expresión de las ventajas o desventajas comparativas vinculadas con las realidades locales, la distorsión de los precios de insumos básicos para la elaboración de ensilados tales como el costo de las levaduras y de la melaza de caña, así como fortuna de haber acumulado experiencias en el campo agronómico, pecuario y agro industrial me han permitido sortear las situaciones y avanzar en forma sostenible.

Las levaduras naturalmente viven sobre los vegetales y hay algunos que son particularmente ricos para promover la fermentación; sin embargo,  hay cepas que no siguen la ruta alcohólica que genera un olor agradable y es la deseada; otras  conducen a la formación de ácido acético o cetonas, con olor desagradable no deseable a nuestros propósitos.

Cuando, los cubanos mejoraron el proceso de ensilado biológico utilizaron yogurt y melaza de caña. En el estado Sucre, región oriental venezolana, la producción de leche es reducida y costosa por lo que el yogurt lo sustituimos por levadura de panadería Saccharomyces cerevisiae, fácil de adquirir y económico diez años atrás. La levadura alcanzó precios especulativos por lo que comprobamos y validamos reactores muy económicos con un protocolo para la producción ilimitada, manejo y conservación de las mismas.

La melaza de caña también se hizo costosa y la sustituimos excelentemente por guarapo de caña, aunque para el futuro apuntamos hacia el uso de sorgo dulce como la especie triple propósito: follaje, guarapo y bagazo, que en Venezuela, aun contando con germoplasma excelente evaluado regionalmente en la década de los 80’s no se le ha dado la importancia que merece.

También para resolver problemas de obtención de materia prima hoy nos enfocamos en peces forrajeros, de ciclo corto, altamente prolíficos y productivos cuyos costo de alimentación son mínimos y constituyen el suplemento necesario y suficiente para otorgar la calidad requerida en los alimentos de la mayoría de las especies.

Lo expresado hasta el momento reflejan el bajo costo final de la materia prima que llamamos Núcleo Proteico de excelente calidad nutritiva que se complementa y mezcla con el denominado Núcleo Harinoso para formular el Alimento Balanceado deseado para una especie animal, edad y sexo definidos.

Saberes ancestrales, conocimiento científico y tecnologías ajustadas a realidades locales, han sido la clave de experiencias exitosas que confirman y en mucho superan las numerosas experiencias reportadas en la literatura científica.

La transformación de desperdicios biológicos que en la mayoría de los casos representan pasivos ambientales importantes causantes de contaminación de suelos, aguas y atmósfera, a través de procesos de costo mínimo, ajustables a cualquier escala, genera materias primas de excelente calidad que compiten con los componentes más costosos en la formulación de alimentos; de hecho, en la práctica sustituyen totalmente la soya y la harina de pescado. En algunas especies animales satisface completamente los requerimientos proteicos.

Llevamos mucho tiempo hablando de “nuestros balanceados” para diferenciar cuando utilizamos los “alimentos comerciales”, cuando los hemos comparado para obtener la respuesta animal siempre han sido evidente la superioridad de “nuestros balanceados”, hasta ahora validados directamente en aves, cerdos y peces; e indirectamente en bovinos y otros herbívoros; hemos registrado valores productivos, para “nuestros balanceados” iguales o mayores que los  “alimentos comerciales”

Sin mayores complicaciones estos conceptos son fácilmente asimilados y utilizados por los productores quienes se han capacitado en nuestros cursos.

La sencillez, lo económico, la facilidad de conservarlos por largos períodos de tiempo a temperatura ambiente y otros plus alcanzados en el desarrollo y depuración de la tecnología, le confieren a los ensilados biológicos gran vigencia.







Vicente E. Contreras R. es colaborador destacado de Mundo Agropecuario

Este trabajo fue enviado por el autor o autores para Mundo Agropecuario, en caso que se desee reproducir le agradecemos se destaque el nombre del autor o autores y el de Mundo Agropecuario, redireccionando hacia el artículo original.

Leer más


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *