Mundo Agropecuario

Otro medio de: Corporación Medios Digitales del Sur

Llega volando nueva campaña “UN DÍA SIN ABEJAS”; sin ellas, perderíamos 84 por ciento de los cultivos comerciales a nivel mundial


El valor de los cultivos mundiales que dependen directamente de la polinización animal es de entre 236.000 y 577.000 millones de dólares anuales.

De las 100 especies de cultivos que proporcionan el 90% de los alimentos del mundo, más de 70 son polinizados por las abejas.

Cambio climático, plagas y urbanización “sin plantas”; desafíos a combatir para mantener el equilibrio de abejas.


Ciudad de México a 20 de mayo de 2022. En el marco del “Día Mundial de la Abeja”, la asociación civil PROCCyT (Protección de Cultivos, Ciencia y Tecnología) lanza su campaña “Un día sin abejas”, con el objetivo de visibilizar la importancia de las “trabajadoras incansables” de la naturaleza y el impacto que tienen en el sector agroalimentario.

La Organización para la Agricultura y la Alimentación de las Naciones Unidas (FAO) afirma que hay 100 especies de cultivos que proporcionan el 90 por ciento de los alimentos en todo el mundo, y 71 de ellos son polinizados por las abejas.

Tales cifras demuestran la importancia de las abejas para la humanidad. Si estos insectos llegaran a desaparecer, provocaría una auténtica crisis alimentaria, pues un 84 por ciento de los cultivos comerciales depende de la polinización que realizan.

Al respecto de la campaña, Cristian García de Paz, Director Ejecutivo de PROCCyT, señaló: “‘Un día sin abejas’ es nuestra forma de concientizar a los mexicanos sobre lo que podríamos perder si no cuidamos a las ‘trabajadoras incansables de la naturaleza’. Hoy el país tiene grandes retos en seguridad alimentaria y producción de cultivos, por lo que es necesario implementar estrategias que fortalezcan uno de los eslabones más importantes de la cadena, la apicultura, y el cuidado de las abejas en zonas urbanas”.

Se calcula que, en total, el valor de los cultivos mundiales que dependen directamente de la polinización animal es de entre 236.000 y 577.000 millones de dólares anuales. Y las abejas son una parte esencial de esta ecuación.

México alberga alrededor de 2 mil especies de abejas de diferentes razas. Sin embargo, solo el 2% de las especies de abejas son responsables del 80% de la polinización de los cultivos. Sin ellas y otros polinizadores, el potencial productivo de aguacate, frambuesa, guayaba, kiwi, manzana, sandía, melón y arándano, entre otros, se verían afectados entre el 40 y 100 cien por ciento.

Para la campaña “Un día sin abejas”, PROCCyT desarrolló el “Manual de Buenas Prácticas de Coexistencia” (disponible gratis en: (https://www.proccyt.org.mx/wp-content/uploads/2021/12/Manual-Coexistencia.pdf), que ayuda a entender el papel de las abejas y otros polinizadores, recomienda acciones concretas para mejorar su entorno y enfatiza los cuidados necesarios para mantener el equilibrio ambiental.

Además, se realizarán talleres virtuales dirigidos a agricultores y público en general, donde se compartirán recomendaciones para cuidar a estos insectos, resaltando las cosas que se pueden hacer tanto en el campo como en zonas urbanas.

Entre los principales retos de las abejas están:

  • Falta de nutrición y hábitat: Los paisajes modernos no cuentan con flores ni con las plantas que las abejas necesitan para encontrar alimento y establecerse en los lugares en los que anidan.
  • Cambio climático adverso: Las condiciones desfavorables, como las primaveras demasiado frías, pueden interrumpir la recolección de néctar y polen, lo que daña a las colonias de abejas melíferas y sus crías.
  • Plagas y enfermedades: Las colonias de abejas pueden verse afectadas y debilitadas por otras plagas y depredadores, como el avispón asiático, y enfermedades causadas por bacterias, hongos o virus. En este caso, los apicultores desempeñan un papel positivo, asegurándose de que sus colmenas estén sanas a través de la aplicación de productos regulados.

Finalmente, García de Paz hace un llamado para que “gobierno y agricultores ayuden a mejorar hoy el bienestar de las abejas. En el campo es posible desarrollar hábitats favorables como bandas florales y lugares de anidación (en Alemania ha dado muy buenos resultados). En la ciudad, los desarrollos inmobiliarios y casas particulares pueden colocar espacios verdes con flores propicias para la alimentación de los insectos”.




WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com