Mundo Agropecuario

Otro medio de: Corporación Medios Digitales del Sur

El alto costo del trigo está obligando a los países africanos a cambiar a la harina de yuca




India puede abandonar su idea de suministrar trigo a todo el mundo, para alimentarse, y el trigo transgénico está cobrando impulso.


Los colaboradores de Bloomberg Pratik Pariah y Bibhudatta Pradhan escriben que la creciente amenaza a la seguridad alimentaria plantea una pregunta difícil para el primer ministro indio, Narendra Modi: si continuar enviando trigo a un ritmo récord a los países afectados por cortes en el suministro debido a conflictos internacionales, o almacenar granos en casa para protegerse contra la alta inflación.

“El calor intenso ha dañado la cosecha de trigo en este país del sur de Asia, lo que llevó al gobierno a considerar restricciones a la exportación. Si bien el Ministerio de Alimentos ha dicho que aún no ve ninguna razón para controlar las exportaciones de trigo, esta situación cobrará impulso y tendrá implicaciones políticas para Modi y su partido gobernante Bharatiya Janata, según Bloomberg News.

El artículo señala que “Frank Gbagidi, analista senior de la consultora de riesgo político Eurasia Group, dijo que el daño a los cultivos limitaría la capacidad de India para llenar una brecha de suministro creciente, ya sea que se desarrollen o no las exportaciones. El consumo interno de trigo en India, el segundo país más poblado del mundo, se estima en 107,9 millones de toneladas”.

También escribiendo en Bloomberg, el autor Eamon Akil Farhat informó que “los precios mundiales del trigo son tan altos que los consumidores africanos están comenzando a eliminar el grano de sus dietas. Los fabricantes de alimentos en Kenia, Egipto, la República Democrática del Congo, Nigeria y Camerún están mezclando alternativas más económicas para hacer panes, pasteles y pastas. El arroz local, la harina de yuca y el sorgo están reemplazando al trigo, cuyo precio ha subido alrededor de un 40 % este año a medida que se reducen las exportaciones de Ucrania, uno de los mayores proveedores”.

El columnista de Reuters Nicolás Misculin informó que «Australia y Nueva Zelanda aprobaron la venta y el uso de alimentos que contienen el llamado trigo HB4, una variedad genéticamente modificada (OGM) desarrollada por la firma argentina Bioceres para protección contra sequías y herbicidas. Argentina, uno de los mayores exportadores de trigo del mundo, fue el primer país en aprobar el trigo transgénico en 2020, seguido de Brasil en 2021, una tendencia que podría continuar si los suministros mundiales se restringen aún más».

Foto: pixabay.com.




WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com